Ceclavin

Ceclavín es un municipio español de la provincia de Cáceres, Extremadura. Es una península hecha de tres ríos, diez ermitas y un cruce de caminos entre Coria y Alcántara, y una pizca de la cercana Portugal. Mira hacia el norte a “los Canchos de Ramiro”, y hacia el sur, el último aliento del Alagón anticipa a Alcántara y su puente de la espada. Ha liderado el contrabando en la frontera en el XVIII, además de haber ido construyendo ermitas hasta mantener las diez actuales.

El pueblo es famoso por ser una de las localidades rurales de España con mayor cantidad de ermitas. Entre los siglos XV y XVIII se construyeron en la villa un total de 17 , de las cuales se conservan diez. Tiene calles angostas con casas esgrafiadas y recios balcones de forja, una iglesia que soñó ser catedral, y diez ermitas repartidas en el casco urbano albergando bonitas bóvedas de arista de ladrillo rojo o tallas minúsculas como la Virgen de Copacabana en la Ermita del encinar.

Además Ceclavín, cuenta con la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora del Olmo, sobrio exterior, de sillares que ya sintieron el terremoto de Lisboa. En su interior alberga una joya renacentista: un soberbio retablo que es el colofón de un conjunto que destaca como uno de los ejemplos menos conocidos del gótico tardío en Extremadura. El conjunto está declarado Monumento Histórico-Artístico.

Nuestro pulmón adehesado de más de mil hectáreas, ve de lejos las sierras de Portugal por que el Alagón primero nos obligaba a usar barcas y ahora un puente. El río ha dispuesto una barrera de pizarras y granitos conformando majestuosos cantiles rocosos haciendo frontera con la dehesa. Más arriba abrió una puerta de cuarcita armoricana, los Canchos de Ramiro, una imagen representativa no ya de las localidades que a la limón las comparten. Sino de toda la comarca del Valle del Alagón. En cuanto a recursos naturales, destacamos un paraje llamado Las Bravas. Un lugar idóneo si lo que te gusta es la observación de aves (birdwatching). Allí encontrarás especies únicas como: la cigüeña negra o el buitre leonado.

Muy cerca encontramos la Comarca de Alagón, con el río que le da nombre. En otoño tiene lugar la berrea de ciervos en El Rebollar de Calzadilla, uno de los principales atractivos de esta comarca. Además, se crían algunos de los mejores toros bravos de toda la Península Ibérica. Existe un contraste en las vegas del río Alagón, donde prima el paisaje de dehesa y olivar.

Ceclavín cuenta al sur con el embalse de Alcántara. Esto le ayuda a disfrutar de atracciones turísticas, como el crucero del Tajo. Una actividad innovadora para aprender sobre el entorno que te rodea.

Produce queso de cabra, miel, vino y aceite. La artesanía más icónica pone minúsculas porciones de cuarzo en piezas de barro hasta quedar “enchinadas”. También delicadas piezas de madera con adornos cuyo autor reproduce desde generaciones.

En términos de justicia poética, si el hombre volvió embalse al Alagón, el destino quiso que desde hace poco tiempo podamos navegar por sus aguas, ya sea hacia el Norte, o acercarnos a intuir su unión con el Tajo. Nuestros cielos también pueden ser observados en noches de pasmosa quietud en medio de la dehesa.